El “Kamasutra submarino”, nuestras escorts nos lo explican

Posted by lolamarti in Erotismo

Todos conocemos lo versátil y placentero que puede llegar a ser el libro sobre sexualidad por excelencia: el Kamasutra. Las sensuales y atrevidas posturas del libro indio más vendido de la historia abre todo un mundo de posibilidades pero, ahora en verano, el mar y la piscina nos ofrecen nuevos escenarios donde practicar sexo de una manera diferente y muy excitante. Nuestras chicas nos cuentan las 3 posturas que más les gusta practicar a ellas bajo el agua. A modo de un “kamasutra submarino”.

El mar y la piscina nos ofrecen nuevos escenarios donde practicar sexo de una manera diferente y muy excitante.

Coquetear en el borde de la piscina, puede acabar en un baño muy apasionado. Una de las mejores técnicas para practicar en el agua es con el hombre de pie dejando que ella se entrelace por su cintura. “Esta postura es muy complicada de hacer en tierra firme ya que, por muy fuertes o excepcionales que tenga un hombre los bíceps, mantenerla durante un largo período de tiempo resulta agotador”, nos comenta la . Es por esto que esta postura resulta ideal para practicar en un entorno acuático, donde tiene un montón de posibilidades. “Puedes apoyarte en la pared de la piscina para que nosotras podamos movernos o podemos tumbarnos para que tú nos mezas adelante y atrás”.

escort kamasutraOtra postura que triunfa en el agua es la de colocarse de espaldas. “Me encanta sujetarme de la pared de la piscina despaldas a mi amante e ir variando según nos vayamos acoplando”, confiesa la señorita de compañía Sara mientras se tuesta al sol. Esta postura permite un gran espectro de variantes. La mujer puede colocarse con las piernas estiradas para conseguir una penetración más profunda o abrirlas mucho para entrelazarlas a su cintura y poder marcar un poco más el ritmo. “Pero mi postura favorita es cuando me coloco con las piernas completamente estiradas, en forma de tijera, y dejo que sea el hombre el que lleve la batuta”, nos revela la señorita de compañía Sara metiendo lentamente los pies en la piscina.

Y, por último, un clásico del sexo: el misionero. Pero en este caso se trata de un misionero poco convencional. No es fácil colocarse encima de la chica cuando se practica sexo acuático, pero no imposible. Lo importante es echarle imaginación al asunto. Tener espíritu lúdico y ayudarse de los elementos que te rodean. Por ejemplo, ella puede sujetarse de la escalerilla de la piscina, agarrándola con las dos manos para permanecer boca arriba mientras tú utilizas una de las manos para sujetarte y empleas la otra para acercarla a ti. “Puedes llamarme clásica, pero siempre me ha excitado muchísimo sentir el cuerpo de un hombre encima del mío”, nos revela la juguetona escort Rebeca.

Un mundo de posibilidades que sólo se pueden disfrutar en la época estival. ¿Te gustaría descubrirlos con nuestras escorts? Sólo tienes que llamarnos al +34 640 011 359.

 

Leave a Reply